ARMILLA (GRANADA), 11 (EUROPA PRESS)
El candidato del PP a la alcaldía de Armilla (Granada), Antonio Ayllón, tachó hoy de «incoherentes y oscuras» las declaraciones hechas por el alcalde armillero, Gerardo Sánchez, y el delegado del Gobierno, Jesús Huertas, a Europa Press sobre las negociaciones entre ambas administraciones para desbloquear el centro comercial Nevada.
En una nota, Ayllón alertó de que las versiones de ambos dirigentes sobre los encuentros entre Ayuntamiento y Junta «no coinciden». «Mientras Huertas niega conocer el desarrollo de las mismas, Gerardo Sánchez defiende el encuentro en varias delegaciones e, incluso, en el edificio consistorial de Armilla», explicó el popular, quien calificó de «curioso y lamentable» esta «descoordinación» por parte de los dirigentes socialistas.
No obstante, para Antonio Ayllón, el alcalde de Armilla no merece seguir al frente de la alcaldía «ni un minuto más». El popular basa esta afirmación en el hecho de que Sánchez «haya tardado cinco días en contestar a las denuncias planteadas por el PP sobre los encuentros entre Junta y Ayuntamiento, a pesar de que nos encontramos ante un caso tan grave como la apertura del Nevada y el número de puestos de trabajo que generaría».
Así, para el candidato del PP no queda duda de que Gerardo Sánchez «no defiende los intereses de los armilleros». «Nadie sabía de las negociaciones con la Junta y el promotor hasta que el PP lo ha denunciado. Sánchez ha pasado cinco días meditando al respecto y consultando con el clan de Armilla cómo tapar el escándalo», apostilló.
Por otro lado, Ayllón reiteró que el PP siempre ha querido que el centro comercial Nevada se abra «ajustado a la legalidad». «Ésa era la premisa para que se abriera, pero desde el año 2005 el asunto del Nevada viene coleando y Sánchez solo ha sabido tapar las vergúenzas del PSOE y el clan de Armilla, que es quien en realidad lo maneja y manipula», apuntó el popular, quien acusó directamente al alcalde de Armilla de «engañar» al hablar de acuerdos con la Junta, «mientras el delegado del Gobierno desconoce cuándo, cómo y qué se ha alcanzado en esas supuestas reuniones».
Igualmente, Antonio Ayllón considera que Gerardo Sánchez «no quiere que haya claridad y transparencia en el próximo juicio». «Si está cumpliendo con lo que le exige lo penal y contencioso es porque así lo obligó un juez, no porque sea su verdadera voluntad. Sin embargo, será la justicia la que finalmente haga que el centro sea legal, como el Partido Popular ha defendido desde el principio», señaló.
Por último, recordó que el PP aboga por la «transparencia» y por que los 48 millones de euros que «están en el aire» sean devueltos a todos los armilleros. «Frente a la actitud de Sánchez al defender el beneficio de unos pocos, el PP defiende el interés general y está indicando el camino para conseguir la legalidad del centro, a sabiendas del oscurantismo en el papel de la Junta y de la reticencia del alcalde de Armilla a que las cosas se hagan conforme al interés de un pueblo y no de cuatro amiguetes socialistas, como los que conforman el clan de Armilla», concluyó Antonio Ayllón.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí