MONTEFRÍO (GRANADA), 18 (EUROPA PRESS)
Una delegación de japoneses convivirá una semana con los habitantes de Montefrío (Granada) para iniciarles en el arte del «ikebana», una tradición centenaria nipona que mezcla la composición floral con técnicas de relajación y música ambiental.
Será con motivo de la celebración de un curso organizado por la empresa japonesa PSM Adventure al que se han inscrito ya 30 personas, entre las que se encuentran mujeres, jóvenes y jubilados, y que impartirán los 20 japoneses que llegan hoy al pueblo, al que le une una relación especial con «el país del sol naciente».
La actividad se enmarca en el I Encuentro de Montefrío con la Cultura Japonesa, una cita cultural que, según señaló hoy en un comunicado el concejal de Turismo, Juan de Dios Trujillo, el Ayuntamiento espera celebrar «cada primavera a partir de ahora». A él se ha sumado además la iniciativa puesta en marcha para la celebración de bodas «a la española» entre parejas nipones. La primera de casi una decena de las previstas se celebró el pasado viernes, y en ella no faltaron productos como el jamón ibérico y puñados de arroz que se arrojaron sobre los novios.
El curso de «ikebana» tendrá lugar en el Convento de San Antonio mañana viernes, a partir de las 16,30 horas, y las obras serán expuestas hasta el domingo en este mismo lugar. El concejal de Turismo destacó que varias de ellas tendrán como protagonista al árbol del olivo, «ya que posteriormente pasarán a formar parte del Museo del Olivo de Montefrío».
El «ikebana» surgió a finales del siglo XV en Japón, a partir de las ofrendas de flores a los dioses y a Buda. A finales del siglo XVI se desarrollaron gran número de estilos y técnicas, si bien en un principio este arte sólo estaba al alcance de aristócratas, samurais y otros miembros de la clase gobernante.
A partir del siglo XVIII, el «ikebana» comenzó a formar parte de la vida de las gentes sencillas de Japón. Muchas mujeres comenzaron a estudiarlo, y rápidamente los arreglos florales no sólo decoraban los vestíbulos y las salas de recepción, sino también otras partes de la casa, como las habitaciones.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí