GRANADA, 26 (EUROPA PRESS)
La joven de 26 años que fue detenida ayer en Granada acusada de matar de un golpe en la cabeza a la mujer para la que trabajaba como asistenta pasará previsiblemente a primera hora de mañana a disposición judicial aunque ya se ha declarado culpable del crimen, según informaron a Europa Press fuentes policiales.
La Policía ya ha tomado declaración a los vecinos de la víctima, que fue golpeada con un jarrón decorativo, y ha realizado la inspección ocular del lugar del suceso, que se produjo en la tarde de ayer, en la calle Cuesta de Escoriaza 3, en la capital granadina. Además se ha confirmado que el móvil del homicidio fue «una discusión por dinero», según informó hoy el subdelegado del Gobierno en Granada, Antonio Cruz.
La asistenta, de iniciales F.H.M., ya había sido arrestada el pasado mes de enero por un delito de hurto, que cometió en la casa en la que también trabajaba haciendo las labores domésticas, al sustraer 500 euros que los propietarios del domicilio, en Granada capital, guardaban en un armario, según las fuentes.
Fue sobre las 16,30 horas de ayer cuando los vecinos de la fallecida alertaron a la Policía de que se estaba produciendo una discusión en el domicilio. Al acercarse una dotación policial al lugar, no se escuchaban voces y sólo había silencio.
Por ello, los agentes decidieron acceder por un piso contiguo, tras lo que se encontraron a la propietaria de la vivienda yaciendo en el suelo con un fuerte golpe en la cabeza. Tras la inspección del domicilio, se encontraron después a la presunta agresora, de nacionalidad española, que estaba escondida en un armario.
Al lugar de los hechos se desplazó la Comisión Judicial, la Policía Científica y la Judicial para proceder al levantamiento del cadáver de la mujer, que era una profesora jubilada y vivía sola.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí