GRANADA, 18 (EUROPA PRESS)
La Guardia Civil de Granada ha rescatado durante el fin de semana a cinco personas en la montaña, tres que resultaron heridas tras sufrir una caída y otras dos que se enriscaron a causa de su inexperiencia y desconocimiento del terreno, según informó hoy el Instituto Armado.
El primer rescate se produjo sobre las 16,00 horas del pasado sábado, cuando dos montañeros alicantinos de 42 y 50 años se resbalaron en la zona de los Tajos de la Virgen de Sierra Nevada, en el término municipal de Dílar (Granada), y al caer se hicieron daño en el hombro y el costado.
La Guardia Civil se dirigió al lugar con la ayuda de trabajadores y medios mecánicos de la empresa pública que gestiona la estación de esquí de Sierra Nevada, Cetursa, y tras localizar a los heridos los inmovilizó y los trasladó hasta la clínica de Pradollano, donde fueron asistidos de sus heridas.
El segundo rescate tuvo lugar sobre las 17,45 horas del pasado sábado en el paraje de las cascadas, en el término municipal de Padronegro-Huétor Santillán (Granada), donde un granadino cayó desde una altura de cinco metros tras dar un salto para salvar un río.
JÓVENES INEXPERTOS EN MONACHIL
La última actuación se realizó ayer por la tarde en el paraje de los Cahorros, en el término municipal de Monachil (Granada), donde dos jóvenes e «inexpertos» montañeros granadinos de 19 años se quedaron enriscados y perdidos, por lo que primero fue necesario localizarlos y luego ayudarlos a bajar hasta el sendero.
Los dos jóvenes comenzaron a ascender sin saber muy bien hacia dónde hasta que al llegar a una zona de fuerte pendiente descubrieron, asustados, que ya no podían ni subir ni volver a bajar, ya que carecían de iluminación y de medios adecuados para transitar por la montaña.
La Guardia Civil envió a cuatro agentes del Servicio de Montaña a buscar a los dos jóvenes y la primera dificultad con la que se encontraron fue el desconocimiento del terreno de los dos senderistas.
Éstos últimos no pudieron informar de dónde se encontraban exactamente, por lo que fue necesario llamarlos por teléfono continuamente para ir acotando el lugar en el que se encontraban enriscados.
Dos horas después de salir en su búsqueda, la Guardia Civil los localizó en perfecto estado de salud en una zona de fuerte pendiente y extremadamente peligrosa por los desprendimientos.
Ambos iban en chándal y con zapatillas de deporte, un equipo poco adecuado para una actividad en montaña, según indicaron los agentes que les ayudaron a bajar y les acompañaron hasta donde habían dejado su vehículo.
TRECE PERSONAS EN EL 2010
El Sereim de la Guardia Civil de Granada ha realizado con éxito nueve intervenciones y ha rescatado a trece personas en lo que va de año, ocho de ellas heridas de distinta consideración.
El rescate más difícil y peligroso fue el de un vecino de Dúrcal el pasado 6 de enero que se había caído en un torrente en La Cruz de Nigúelas, en Sierra Nevada. Hasta en tres ocasiones tuvieron que intentar los pilotos del helicóptero de la Guardia Civil el acercamiento hasta el herido, ya que el fuerte viento ponía en peligro la maniobrabilidad del aparato y su propia integridad, no obstante prefirieron arriesgarse a abandonar al herido.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí