GRANADA, 14 (EUROPA PRESS)
La Guardia Civil ha decomisado un alijo de cocaína de 3,2 kilogramos de peso que llegó al aeropuerto de Granada oculta en un paquete postal procedente de Panamá. Aunque los agentes detectaron la droga ya en Madrid, dejaron que siguiera su destino para sorprender a sus destinatarios, que han sido detenidos.
Se trata de dos hombres de nacionalidad colombiana y ecuatoriana, de 35 y 31 años, que tras ser puestos a disposición del juzgado de guardia de Granada, han ingresado en prisión como presuntos autores de un delito contra la salud pública por tráfico de droga, informó hoy en un comunicado el Instituto Armado.
El paquete llegó al aeropuerto de Barajas de Madrid oculta en recipientes metálicos similares a fiambreras y cuando pasó por el control de seguridad, la Guardia Civil detectó que lo que contenía podía ser cocaína. Como su destino era Granada, se decidió que continuara hasta el destino para hacer una entrega controlada.
De esta manera los guardias civiles del equipo contra la delincuencia organizada y antidroga (EDOA) de la Guardia Civil de Granada comprobaron que dos hombres eran los encargados de recoger el paquete, y procedieron a su detención.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí