La entidad local quiere organizar una reunión con la Junta para abordar el asunto
GRANADA, 21 (EUROPA PRESS)
El Ayuntamiento de Granada aseguró hoy que la composición del consejo de administración de la nueva televisión municipal, «TG7», se ajusta a la legalidad vigente, después de que la Junta le haya remitido un escrito en el que advierte de que se está incumpliendo el principio de proporcionalidad de las empresas municipales.
Según explicó a Europa Press el consejero delegado de la televisión y concejal de Cultura, Juan García Montero (PP), la composición de este órgano de administración –formado por seis ediles del PP, dos del PSOE y uno de IU– es el mismo que el de otras empresas municipales que operan en la ciudad, como la Empresa Municipal de Vivienda y Suelo (Emuvyssa), por lo que se «garantiza» su pluralidad.
Aunque confirmó que el Ayuntamiento ha recibido un escrito de la Dirección General de Comunicación Social de la Junta que alude a esta situación, García Montero aseguró que el requerimiento se ha planteado de «una forma amistosa» y anunció su intención de organizar una reunión con la titular de este organismo, Matilde Santiago, para llegar a «un acuerdo», si bien ya le ha remitido un documento en el que «le aclara el asunto».
Negó además que las decisiones tomadas hasta la fecha por el consejo de administración de la «TG7», como la compra de los equipos de «Teleideal» o la contratación de productoras externas para grabar los programas en exteriores vayan a quedar sin efecto por esta cuestión.
La Junta ha dado este paso tras recibir una solicitud del PSOE y ha requerido al Ayuntamiento que «restablezca la pluralidad» en el consejo de administración de la televisión, ya que de lo contrario podría retirarle la licencia, según adelanta hoy el diario «La Opinión de Granada».
«POCO TALANTE» DEL PSOE
A este respecto, García Montero ha lamentado «el poco talante y lealtad institucional» de los socialistas, que en vez de plantear este asunto en el consejo de administración de la televisión en el que están representados «han usado de nuevo a las instituciones para boicotear la puesta en marcha de este proyecto».
A su juicio, el PSOE «está buscando cualquier fórmula administrativa para evitar que los granadinos disfruten de una televisión local como ya lo hacen los sevillanos o gaditanos», y advirtió de que «no entrará en enfrentamientos directos con la Junta», ya que este requerimiento entra dentro de la «fase de coordinación» entre ambas administraciones para poner en marcha la televisión, que comenzará a emitir a finales de este mes.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí