GRANADA, 1 (EUROPA PRESS)
Los dos nuevos diputados provinciales de Obras y Servicios y Deportes en Granada, Iván López Ariza y José Francisco Rueda, del PSOE, tomaron hoy posesión de sus cargos en un pleno extraordinario convocado al efecto, en el que asumieron el compromiso de «transformar» la provincia en un lugar «más libre e igualitario».
Rueda y Ariza sustituyen en el cargo a Aurelio Torres y Pedro Jiménez, que renunciaron el pasado agosto a sus actas por razones profesionales, ya que el primero comenzará a trabajar en una empresa pública en el ámbito de la agricultura y el segundo será el nuevo gerente provincial de la Empresa Gestión Medioambiental (Egmasa), de la Junta de Andalucía.
En el pleno extraordinario, que comenzó a las 10,00 horas de hoy y se prolongó durante unos 30 minutos, Ariza –concejal socialista en el Ayuntamiento de Guadix (Granada)– agradeció al PSOE que haya depositado en él su confianza para desarrollar la tarea de diputado provincial, la cual asume con «responsabilidad e ilusión».
Tras reconocer la labor desempeñada por su antecesor, Pedro Jiménez, manifestó su deseo de trabajar por los intereses de la provincia mediante el «desarrollo del proyecto socialista» para convertirla en un lugar más «libre e igualitario».
Por su parte, Rueda se mostró ilusionado con su nueva responsabilidad y dijo estar dispuesto a hacer «todos los esfuerzos para no defraudar la confianza que le ha sido depositada».
Afirmó que los intereses de los granadinos serán la hoja de ruta de sus decisiones, una tarea para la que se consideró preparado tras ejercer como alcalde de Cijuela (Granada) durante 18 años.
Los portavoces del PSOE, IU y PP dieron la bienvenida a los nuevos diputados y les desearon suerte en la nueva tarea, mientras que el presidente de la Diputación, Antonio Martínez Caler, les animó a trabajar de acuerdo al compromiso que el equipo de gobierno asumió en el inicio del mandato y basado en propiciar que los ayuntamientos tengan fijadas sus competencias y la financiación adecuada para las mismas.
La renuncia voluntaria de Aurelio Torres y Pedro Jiménez suscitó en su día las críticas del PP, que acusó a Caler de utilizar la institución para «bendecir» los intereses de su partido y consideró que ambos ex diputados han sido «premiados» con cargos en empresas públicas de la Junta de Andalucía «no por su eficacia, sino por su fidelidad».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí