GRANADA, 26 (EUROPA PRESS)
La Delegación Provincial de Obras Públicas de la Junta de Andalucía anunció hoy que investigará las causas que provocaron ayer la perforación de una tubería principal de agua en el tramo del río Genil de la obras del metro para depurar responsabilidades y tramitará las reclamaciones de los afectados.
Así lo informó hoy a los periodistas el delegado de Obras Públicas de la Junta en Granada, Jorge Rodríguez Rincón, durante una visita a los cuatro comercios y los dos pisos que resultaron afectados parcialmente por la entrada de agua. Allí explicó que la rotura –que inundó parte de Camino de Ronda– ya ha sido solucionada por los 60 operarios que trabajaron durante toda la noche de ayer en la zona y las obras continúan hoy con su ritmo normal.
Rincón estuvo acompañado durante la visita por un notario que recogió todos los desperfectos, mientras que las reclamaciones de vecinos y comerciantes se tramitarán a través de la Oficina del Metropolitano y serán asumidas por la empresa que ejecuta los trabajos, que cuenta con un seguro para este tipo de incidentes.
Tanto Rincón como el gerente del metro, Francisco Espinosa, coincidieron en señalar que en los planos de red de tuberías facilitados por la Empresa Municipal de Aguas de Granada (Emasagra), no aparecía reflejada la citada tubería, pese a ser una arteria principal que se encontraba a un metro y medio de profundidad.
Espinosa opinó que si Emasagra no avisó en las reuniones técnicas celebradas al efecto sobre la existencia de esta tubería es «porque lo desconocía» lo que a su juicio se debe a la antigúedad de la infraestructura.
En estos momentos Emasagra está efectuando pruebas de presión del agua, por lo que se prevé que el suministro de agua esté totalmente restablecido en las próximas horas.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí