GRANADA, 22 (EUROPA PRESS)
La Fiscalía solicita una pena de cuatro años de cárcel para dos hermanos de 23 y 25 años, José Agustín C.T. y Raúl C.T., y otros dos jóvenes más, Jonathan F.C. y Julio M.H., de 21 y 24 años, acusados de traficar con droga, que intercambiaban después de concertar el lugar de la entrega por teléfono.
El Ministerio Público pide además para los dos hermanos nueve meses más de cárcel por tenencia ilícita de armas, al haberse intervenido en su vivienda una escopeta sin ninguna documentación.
Durante los meses de enero y febrero de 2005, los agentes de la Guardia Civil del equipo de Policía Judicial de Maracena montaron un dispositivo de vigilancia sobre el domicilio de los hermanos C.T., situado en Santa Fe y, ante sospechas de que éstos se dedicaban al tráfico de drogas, intervinieron, previa autorización del juez, el móvil de José Agustín y practicaron una entrada y registro en su vivienda.
Según consta en el escrito de acusación del Ministerio Público, al que tuvo acceso Europa Press, los agentes pudieron comprobar que los acusados, «actuando de común y mutuo acuerdo», se dedicaban a la venta al menudeo de cocaína y cannabis.
Los intercambios se producían tras una llamada de teléfono en la que se concertaba el lugar de la entrega, normalmente el polideportivo que se ubica en las inmediaciones del domicilio de los hermanos. Los agentes encargados de la vigilancia presenciaron varios de estos intercambios, tras los que intervinieron la droga que los consumidores acababan de adquirir.
En el registro efectuado en la casa de los hermanos se encontraron cuatro bolsitas con 1,32 gramos de cocaína con una pureza del 68,5 por ciento y dos bellotas de hachís, una con un peso de 18,56 gramos y THC al 18,56 por ciento y otra con un peso 8,89 gramos y THC al 3,7 por ciento. El valor conjunto de esas sustancias en el mercado es de 150 euros. También se incautó una balanza de precisión.
Asimismo se intervinieron una escopeta de caza de cañones paralelos y 25 cartuchos del calibre 12 sin documentación alguna ya que el arma había sido sustraída hace años a su propietario.
El fiscal considera que los hechos son constitutivos de un delito de tráfico de drogas, de los que ve coautores a los cuatro procesados, y de otro de tenencia ilícita de armas, del que son supuestos responsables los hermanos, también como coautores. También solicita el Ministerio Público que los cuatro, además de la pena de cárcel, hagan frente al pago de una multa de 300 euros.
El juicio está previsto en la Sección Segunda de la Audiencia de Granada el próximo 25 de noviembre.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí