Tenían un fusil de asalto con silenciador, una escopeta de cañones recortados, seis pistolas, un revólver y abundante munición
GRANADA, 13 (EUROPA PRESS)
La Guardia Civil ha desmantelado en Granada una banda organizada de atracadores que contaba con un arsenal de armas y munición, y que son los presuntos responsables del asalto a una vivienda en la localidad alpujarreña de Cojáyar, donde una persona resultó herida por arma de fuego.
En la operación, se han detenido a nueve personas, acusadas de los delitos de asociación ilícita para delinquir; cuatro atracos; detención ilegal; depósito y tenencia ilícita de armas; robo de dos vehículos; falsificación de placas de matrícula y contra la salud pública, informó el Instituto Armado en una nota.
Asimismo, se han practicado seis registros domiciliarios en Ogíjares y Granada, y se ha intervenido un fusil de asalto con culata retráctil y silenciador, similar al AK-47; una escopeta de cañones recortados; cuatro pistolas del calibre 9 milímetros; una pistola del calibre 8 milímetros; una pistola detonadora y un revólver; 971 cartuchos de diferentes calibres; unos grilletes y unos grilletes de dedo; dos walkie-talkie, diez teléfonos móviles y prendas de vestir relacionadas con los atracos que se les imputan.
Los agentes también intervinieron en uno de los domicilios 72 plantas de marihuana en un invernadero construido al efecto; y en otros dos domicilios 2.560 dosis de marihuana y 2660 dosis de hachís respectivamente.
Esta banda de atracadores se caracterizaba por su violencia. Asaltaban viviendas o comercios, armados y encapuchados con máscaras o pasamontañas, ataban de pies y manos con bridas de plástico a los que estaban dentro, les robaban el dinero y finalmente el teléfono móvil para que no pudieran dar aviso y así asegurar su huida.
En el pueblo de Cojáyar, tres de los ahora detenidos irrumpieron en una vivienda, mientras que un cuarto esperaba en un coche fuera, maniataron a una mujer y a un hombre y, a éste último, delante de su hijo pequeño, lo maltrataron y le dispararon en el costado para que les dijese donde escondía una pistola que ellos creían que escondía en algún lugar. A continuación les robaron 450 euros y marihuana.
La Guardia Civil también ha podido averiguar que desde el pasado mes de agosto habían actuado de un modo similar en tres comercios granadinos. En todos los casos iban armados con pistolas y con una escopeta de cañones recortados, ocultaban su rostro y, tras tirar al suelo y maniatar a los propietarios y a los clientes, se apoderaron de un botín que supera los 15.000 euros.
Las detenciones comenzaron el pasado lunes en la localidad granadina de Las Gabias, donde han sido detenidas dos personas, y continuaron al día siguiente en los municipios de Ogíjares, donde han sido detenidas otras cinco; en Churriana de la Vega, donde ha sido detenida una persona; y Granada, donde también ha sido arrestada una persona. Los detenidos son todos españoles de entre 48 y 26 años.
En esta operación han participado la Unidad Orgánica de Policía Judicial de Granada, el equipo de Policía Judicial de la Guardia Civil de Armilla, una unidad del GRS de Sevilla, y unidades de Seguridad Ciudadana de la Guardia Civil del área metropolitana granadina.
La operación continúa abierta y no se descarta poder imputar a los detenidos otros atracos similares.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí