GRANADA, 11 (EUROPA PRESS)
La Asociación de Mujeres Gitanas Universitarias de Andalucía (Amuradi) y Federación Andaluza de Mujeres Gitanas lamentaron hoy los «desgraciados acontecimientos» registrados ayer en la localidad granadina de Fuente Vaqueros, donde se produjo una pelea entre dos familias de etnia gitana que se saldó con siete heridos y tres detenidos, asunto por el que también hicieron un «llamamiento a la calma».
Ambas asociaciones solicitaron en un comunicado la intervención de las autoridades públicas en lo que calificaron de conflicto «aislado», al considerarlo necesario «como medida de conciliación y resolución del problema a fin de evitar que se convierta en un «acto de mayores dimensiones».
Respecto al incidente, quisieron destacar que «las agresiones no fueron de carácter leve», puesto que, según aseguraron, uno de los agredidos –un hombre de etnia gitana– se encuentra hospitalizado en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) del Hospital de Traumatología de Granada, mientras que un menor gitano de 14 años «tiene una fractura en la mandíbula» y ha perdido «gran parte» de la dentadura, a consecuencia de los golpes que le asestaron «con un utensilio de hierro».
El incidente se produjo en la Avenida de Andalucía sobre las 10,45 horas cuando los tres detenidos, un hombre y sus dos hijos vecinos de Chauchina, se dirigían a bordo de una furgoneta a un almacén que tienen en Fuente Vaqueros, donde al parecer les estaban esperando los miembros de la otra familia, según indicó a Europa Press el subdelegado del Gobierno central en Granada, Antonio Cruz.
Estos últimos, naturales de Fuente Vaqueros y que conocían a los ahora arrestados, interceptaron el vehículo, que ha sufrido algunos daños, tras lo que se inició la pelea, en la que participaron un número aún indeterminado de personas.
A consecuencia de la pelea se arrestaron a tres personas, que han pasado hoy a disposición judicial, y resultaron heridas un total de siete, de las que tres fueron trasladadas al Hospital de Traumatología de Granada. Se trata de dos hermanos y el hijo de uno de ellos, que presentaban golpes y contusiones y recibieron algún punto de sutura.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí