GRANADA, 23 (EUROPA PRESS)
El sindicato CCOO en Granada anunció hoy que pedirá a la Fiscalía que actúe de oficio cuando se detecte en un centro de trabajo falta de medidas de seguridad, de modo que se paralice «inmediatamente su actividad» y no se tenga que esperar a que haya una muerte de un empleado para emprender acciones.
Un centenar de personas secundaron a las 12,00 horas de hoy una concentración de cinco minutos de silencio convocada por los sindicatos UGT y CCOO frente al edificio sindical bajo el lema «Granada contra los accidentes laborales» a fin de mostrar su repulsa por el último siniestro laboral acaecido ayer en Las Gabias (Granada).
En declaraciones a Europa Press, el secretario provincial de La Federación de Construcción, Madera, y Afines (Fecoma) de CCOO, Francisco Quirós, lamentó la muerte de este trabajador, que, según dijo, se regía por un convenio nacional que le permitía estar trabajando ayer.
Se trata de «la cuarta muerte en el sector de la construcción, uno más que en 2007» y la décima cuarta en lo que llevamos de año en la provincia, añadió.
«Aunque sólo sea una muerte, es una familia entera rota», comentó Quirós, quien consideró que en la actualidad tanto la Junta como la Fiscalía cuentan con los medios suficientes para tomar medidas en los centros donde se detectan faltas de medidas de seguridad y no esperar a que haya una nueva muerte para emprenderlas».
Así solicitará al fiscal de siniestralidad que emprenda acciones en las fábricas del sector de tejas y ladrillos de la provincia, compuesto por empresas con «mucha precariedad laboral, una antigúedad de 50 años e instalaciones obsoletas, que la mayoría de las veces no cuentan con medidas de seguridad adecuadas».
El siniestro laboral se produjo sobre las 11,25 horas de ayer, cuando el trabajador de 53 años se precipitó al vacío de una altura de ocho metros desde el tejado de la empresa «Ladrillos Los Pedros», dedicada a la fabricación de tejas y ladrillos.
Hasta el lugar de los hechos se desplazaron efectivos del 061, que trasladaron en UVI móvil al herido hasta el Hospital de Traumatología de la capital, donde falleció poco después.
Por su parte, UGT indicó ayer que la víctima, que tenía más de 30 años de antigúedad en su puesto de trabajo, no contaba en el momento del accidente con medidas de seguridad individuales, como una línea de vida, o colectivas, y anunció que denunciará el caso ante la Fiscalía y la Inspección Provincial de Trabajo, al considerar que el accidente «pudo haber sido evitado».
Según indicó el sindicato, el trabajador se encontraba construyendo una chimenea en el tejado de la fábrica, cuando se precipitó al vacío al ceder una placa de uralita, lo que le ocasionó un «grave traumatismo».
UGT afirmó no entender cómo un trabajador no especialista en construcción se encontraba haciendo este trabajo en altura y aseguró que las circunstancias en las que se produjo «este desgraciado suceso» son «responsabilidad exclusiva de la empresa».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí