GRANADA, 8 (EUROPA PRESS)
Los técnicos de la Delegación de Medio Ambiente de la Junta en Granada estudian estos días la alternativa «más viable a corto plazo» para solucionar el problema de vertidos de aguas residuales que sufre el Valle de Zalabí (Granada) hasta que se construya la depuradora en el municipio, después de que un juzgado de Guadix haya ordenado el «cese inmediato» de los mismos a las acequia de la localidad.
Así lo ha informado hoy a los periodistas el delegado de Medio Ambiente de la Junta en Granada, Francisco Javier Aragón, quien indicó que además de la alternativa expuesta por el ayuntamiento –consistente en canalizar la actual acequia para separar las aguas fecales de las de riego– existen otras propuestas de los técnicos de Medio Ambiente, que a su vez «trabajan para rebajar los plazos» –según dijo de ocho a catorce meses– en los que podría estar finalizada la depuradora.
Aragón informó de que ya se ha pedido al Ayuntamiento del Valle de Zalabí los terrenos donde se ubicará la infraestructura, así como se ha completado todo el trámite ambiental de la misma, quedando pendiente la fase de exposición pública, lo que «lógicamente se efectuará con carácter de urgencia dado los últimos acontecimientos» y con el fin de que las obras puedan comenzar «lo antes posible».
CALIDAD DEL AIRE
Preguntado por las medidas que tomará Medio Ambiente respecto a los datos del último informe ambiental de la provincia, en el que se ponía de manifiesto «la mala calidad del aire» en Granada, el delegado anunció que desde su departamento se pondrá en marcha un «plan de choque» en la capital y los pueblos del área metropolitana.
«Queremos conocer cuáles son las causas reales que propician que cuatro de cada diez días no tengamos una calidad de aire óptima, cuando en el resto de Andalucía la proporción es menor», comentó Aragón, quien especificó que esos resultados servirán para tomar medidas en el futuro.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí