GRANADA, 2 (EUROPA PRESS)
La Guardia Civil, la Unidad adscrita a la Junta de Andalucía del Cuerpo Nacional de Policía y la Inspección de Trabajo realizaron el pasado fin semana una operación en los bajos del Paseo del Altillo de Almuñécar (Granada), con el objetivo de perseguir el tráfico y el consumo minorista de droga y para dar una respuesta al incremento de infracciones penales que se había producido en esa zona de ocio, que se ha saldado con 130 personas identificadas y nueve locales inspeccionados y denunciados.
Según informó el Instituto Armado en una nota, durante los últimos meses se había detectado un «considerable» aumento de las infracciones penales en la, bien por los jóvenes que acuden a los establecimientos allí situados, o bien por los que acuden al «botellón».
En la zona se producía menudeo de droga y también un incremento «importante» de peleas en las que varias personas han resultado heridas, peleas protagonizadas en algunas ocasiones por personal no autorizado que ejerce labores de seguridad privada en los accesos a los locales.
Para esta operación se ha montado un dispositivo en el que han participado 60 guardias civiles, Policía Judicial, Seguridad Ciudadana y Servicio Cinológico. También han participado 21 agentes del la Unidad adscrita del Cuerpo Nacional de Policía a la Junta de Andalucía y ocho inspectores de la Inspección de Trabajo, cuya labor, grado de implicación y esfuerzo de personal y de medios, quiso destacar la Guardia Civil.
La operación no sólo perseguía infracciones penales, sino también aquellas otras infracciones que inciden sobre la seguridad ciudadana, como exceso de aforo en los locales; venta de alcohol a menores; permisividad en el consumo de droga dentro de los establecimientos; personal de admisión sin contrato de trabajo; o cumplimiento de las medidas de seguridad obligatorias.
La operación se desarrolló durante la madrugada del pasado sábado al domingo, y fueron identificadas 130 personas e inspeccionados nueve locales de ocio, y todos han sido denunciados por una o más de una infracción.
En total han sido denunciadas cinco personas por la tenencia y consumo de droga en lugar público. Además se produjeron tres hallazgos de droga de personas que, al observar el dispositivo policial, se deshicieron de ella. También fue denunciada una persona por infracción al Reglamento y una más por infracción a la Ley de Seguridad Ciudadana.
En cuanto a los locales de ocio, el dispositivo desplegado observó y denunció 36 infracciones a las distintas disposiciones que regulan los espectáculos públicos y las actividades recreativas en Andalucía, entre las que destaca el que siete de los nueve locales inspeccionados carecían del seguro obligatorio de Responsabilidad Civil, lo que dejaba a los clientes indefensos ante cualquier tipo de accidente dentro del establecimiento.
Uno de los locales tenía bloqueada la salida de emergencia y dos de ellos carecían de alumbrado de emergencia obligatorio. Otro de los establecimientos no contaba tampoco con un servicio de vigilancia en el que el personal no estaba integrado en empresa alguna de seguridad autorizada. Asimismo en tres de los inspeccionados se denunciaron las condiciones higiénicas de los aseos.
SIN LICENCIAS.
Los nueve establecimientos inspeccionados carecían del documento de titularidad, del aforo del local y del horario de apertura. Uno de ellos, además, carecía de licencia de apertura y otro no tenía el libro de hojas de reclamaciones obligatorio.
Tras identificar a los 58 trabajadores de estos nueve establecimientos, se observaron ocho infracciones a la legislación del trabajo, por tenerlos trabajando de forma ilegal.
Por último se observaron tres infracciones a las medidas sanitarias contra el tabaquismo y reguladoras de la venta, suministro, consumo y publicidad del tabaco; y tres más por infracción a la Ley de Ordenación del Mercado del tabaco.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí