ORGIVA (GRANADA), 12 (EUROPA PRESS)
El titular del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 1 de Orgiva (Granada) ha citado a declarar mañana en calidad de testigo al cuñado del empresario de «Jamones Fernando S.L.», Antonio Herrera, para averiguar su paradero, después de que éste desapareciera en 2004, fecha en la que huyó dejando tras de sí una deuda millonaria con cientos de acreedores.
Según informaron fuentes judiciales a Europa Press, ayer declaró la madre del empresario y hoy lo hicieron su ex mujer y uno de sus hijos, ya que otro, enfermo, no acudió al Juzgado para prestar declaración.
El juez decidió reabrir las actuaciones que en su contra se dirigen por la vía penal el pasado mes de mayo, aunque no fue hasta agosto cuando se levantó y se dieron a conocer las citaciones.
Antonio Herrera, sobre el que hay dictada una orden de busca y captura nacional e internacional, está acusado de los delitos de estafa, apropiación indebida, alzamiento de bienes y contra la hacienda pública.
Tras huir supuestamente con 23 millones de euros procedentes de préstamos de más de 300 vecinos de la Alpujarra, fueron múltiples las denuncias formuladas contra su persona tanto por los préstamos de dinero como por los de jamones.
Pero sobre el empresario, contra el que siguen abiertos más procesos judiciales, ya hay dictada ya una sentencia condenatoria por la que debe pagar 93.600 euros a varios prestamistas, ya que entre el 30 de abril y el 10 de mayo de 2003, los demandantes, seis en total, concedieron en Trevélez (Granada) tres préstamos resultando como prestatarios la entidad mercantil «Jamones Fernando S.L.».
Cuando estos vencieron, los demandantes se personaron a fin de recibir los intereses generados y los principales prestados, puesto que habían anunciado con más de dos meses al administrador citado su intención de «no renovar los préstamos», negándose el mismo a hacer efectivos estos, según la sentencia dictada por el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 2 de Órgiva. El acusado no acudió a la vista oral.
PLAN DE LIQUIDACIÓN
Por otra parte, el pasado mes de junio se abrió el plazo de liquidación de «Jamones Fernando S.L.», presentado por la administración concursal y aceptado por el juez de lo Mercantil, que previamente había rechazado la admisión a trámite de la propuesta de convenio presentada.
La mayoría de los bienes de las cuatro empresas del Grupo «Jamones Fernando S.L.» ha sido adjudicada provisionalmente, a la espera de que el juez lo apruebe de forma definitiva, en el segundo plazo previsto en el plan de liquidación, el de ofertas individuales, ya que no se produjeron ofertas globales por todos los bienes, según informaron a Europa Press fuentes de la administración concursal.
Dos secaderos, un restaurante en Trevélez (Granada) y un apartamento en Torremolinos (Málaga) son los bienes que están aún pendientes de adjudicación, para lo que disponen de todo el mes de septiembre para presentar ofertas, aunque con un 30 por ciento menos del valor de tasación.
En el caso de que finalizado el mes de septiembre, continúen sin adjudicarse los bienes pendientes de «Jamones Fernando S.L.» se llevará a cabo una subasta pública por la Ley de enjuiciamiento civil.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí