GRANADA, 06 (EUROPA PRESS)
El gerente de la empresa Nevadensis S.L., Joaquín Gallego, aseguró hoy que el Consejo Regulador de la Denominación Específica Jamón de Trevélez nunca le ha solicitado formalmente que retire de la etiqueta la expresión Trevélez, un uso que llevó a la entidad a iniciar acciones legales contra la empresa, el pasado mes de julio, al considerarlo un fraude.
En declaraciones a Europa Press, Gallego apuntó que su negativa a formar parte del Consejo y la pretensión de éste de «monopolizar el nombre de Trevélez, que no la denominación», son las causas de la determinación que ha tomado el consejo y de la que, según dijo, tuvo conocimiento a través de los medios de comunicación.
Según explicó el gerente, tras ponerse en contacto con el consejo en 1999, con el objeto de ampararse en el denominación, valoró que las condiciones que la entidad le puso no eran óptimas. «Nevadensis tiene su producción vendida y la gente lo compra no porque ponga Trevélez, sino por la expresión Nevadensis», justificó.
Asimismo, Joaquín Gallego explicó que en las etiquetas de los productos de Nevadensis «figura la dirección y la población en la que se ubica la empresa, que es Trevélez», por lo que valoró que «no incumple nada», a la vez que destacó que el etiquetado de la denominación es diferente, al llevar el sello de Isabel II.
En cualquier caso, el gerente aseguró desconocer hasta qué punto está obligado a quitar de la parte principal de la etiqueta la dirección de su empresa, si bien anunció que su abogado le asesorará una vez que estudie la cuestión.
El Consejo Regulador de la Denominación Específica Jamón de Trevélez interpuso, el pasado mes de julio, una demanda contra Nevadensis por utilizar la denominación de origen de forma fraudulenta.
Fuentes del Consejo explicaron a Europa Press que la entidad solicitó a la empresa la retirada de la denominación de la parte central de la marca y apuntaron que ésta sí puede aparecer en la razón social de la empresa por estar domiciliada en el municipio alpujarreño.
Según el Consejo Regulador de la Denominación Específica Jamón de Trevélez, la utilización de etiquetas, envoltorios y publicidad con la expresión Trevélez en jamones y paletas de cerdo no amparadas «puede producir una gran confusión en el consumidor», haciéndole difícil la identificación de los auténticos jamones de Denominación.
PRECEDENTE LEGAL
El Consejo Regulador de la Denominación Específica Jamón de Trevélez ya anunció hace justo un año que iniciaría acciones judiciales contra todos aquellos comerciantes jamoneros que utilizan la expresión Trevélez de forma fraudulenta.
La primera prueba de ello fue el acuerdo que el Consejo alcanzó, el 28 de julio de 2995, con la empresa Almacén de Jamones Trevélez Hermanos Torres, que tuvo valor de sentencia firme.
Este acuerdo obligó a la mencionada empresa a no utilizar la expresión «Trevélez», ni «Jamón de Trevélez», para identificar sus productos, sino simplemente como parte integrante de su denominación social y siempre con el objeto de identificar al productor fabricante. Asimismo, Almacén de Jamones Trevélez Hermanos Torres se obligó a retirar del mercado todas aquellas etiquetas que infringiesen tales principios.
Según el Consejo Regulador de la D.E. Jamón de Trevélez, se trata de un precedente judicial importante, tanto para el sector como para el consumidor final, que incidirá positivamente sobre la calidad del producto final que llega al mercado, «evitando el fraude y la picaresca de quienes quieren aprovecharse del prestigio de la Denominación para vender productos que no cumplen los requisitos exigidos».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí