GRANADA, 28 (EUROPA PRESS)
La llegada en patera a Granada y Almería de menores inmigrantes en los últimos días sitúa a los centros de acogida inmediata «al límite de su capacidad», según la Junta, que atribuyó a las 30 nuevas plazas con las que cuenta este año la provincia granadina la posibilidad de «haber dado respuesta» hasta ahora.
En declaraciones a Europa Press, la delegada para la Igualdad y Bienestar Social de la Junta en Granada, Elvira Ramón, indicó que las 57 plazas existentes en Granada –25, en el centro propio de la Junta; y 32, concertadas– se han ocupado con la llegada de menores a la costa oriental andaluza.
Inmigrantes llegados a Almería han sido derivados a centros granadinos, con mayor disponibilidad, para dar así respuesta a un problema que afecta a todo el sur del país. Pese a estar «completos», si se produjera una «situación de emergencia» podríamos darle «respuesta», aunque de manera «coyuntural», precisó la delegada.
Los menores permanecen en los centros de acogida entre tres y nueve meses, periodo en el cual algunos son reagrupados familiarmente, otros se marchan voluntariamente, o consumido el total pasan a centros residenciales.
Por ello, según explicó Ramón, «el número de plazas varía mucho» en poco tiempo en los centros que actualmente acogen a los menores que desde el pasado jueves y durante el fin de semana alcanzaron la costa oriental andaluza de forma ilegal.
Pese a las cifras de los últimos días, el verano «no ha sido excesivamente malo» en este sentido, según Ramón, porque Granada ha podido dar respuesta a la demanda surgida, aunque advirtió que la tendencia «puede variar» en cualquier momento.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí