ALMUÑECAR (GRANADA), 9 (EUROPA PRESS)
La plaga de medusas que en los últimos días ha impedido el baño a los turistas en parte de las costas granadinas remite desde ayer y no hay ninguna playa cerrada al baño en la Costa Tropical, si bien Protección Civil izó hoy bandera amarilla en todas las playas de Almuñécar y en las de Torrenueva por precaución.
Fuentes de Protección Civil consultadas por Europa Press indicaron que en Carchuna, Calahonda y Salobreña «no hay apenas riesgo de picadura» para los bañistas, por lo que cuentan con bandera verde, después de la presencia masiva de estos animales días atrás.
El viento moderado en la playa de Poniente de Motril obligó también a izar la bandera amarilla de precaución para los bañistas, aunque no se debe, según las fuentes, a la presencia de medusas en sus aguas.
«El continuo cambio de levante a poniente en la costa sexitana ha sido uno de los motivos por los que se ha optado por la bandera amarilla», según Protección Civil, ya que «aunque las medusas tienden a remitir, a veces, la corriente las lleva hasta la orilla».
Pese a que las condiciones para el baño son más óptimas que en anteriores jornadas, los voluntarios pidieron a los bañistas «precaución», sobre todo al nadar mar adentro.
Los barcos «limpiaplayas» contribuyen, por su parte, a mejorar el estado del mar para propiciar un buen baño a los veraneantes que han optado por las playas del litoral granadino y que desde hace cinco días «conviven» en determinadas zonas con las medusas.
Ante esta situación, Protección Civil espera que descienda el número de asistencias, que ayer fue de 241 en toda la costa granadina, similar a la jornada del lunes con 230, lejos ya del millar que tuvieron que atender los voluntarios el pasado fin de semana.
Las causas que se barajan para la proliferación de estos animales es la alta temperatura de las aguas de la zona, la acumulación de residuos y la escasez de depredadores de medusas.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí