Acusa a la Universidad de no colaborar con la realización de la fiesta y no ceder una ubicación para la misma

GRANADA, 17 (EUROPA PRESS)

El alcalde de Granada, José Torres Hurtado, garantizó hoy que la la fiesta de la primavera que se celebrará mañana en el barrio del Zaidín, estará controlada por la Policía para que haya «orden y tranquilidad» y acusó a la Universidad de «negarse en rotundo» a colaborar en la realización de la fiesta al no ceder espacios para ubicarla, tras la denuncia interpuesta por los vecinos afectados de dicho barrio.

En rueda de prensa, el alcalde recordó que esta fiesta no la organiza el Ayuntamiento y que éste ha otorgado la licencia para la ocupación de vía pública a los organizadores de la misma en la zona en los terrenos situados detrás del recinto del Circo, después de que no pudiese celebrarse en el propio espacio que ocupa el Circo porque éste todavía ocupa el espacio.

Sobre las críticas y la denuncia de los vecinos del Zaidín, Torres Hurtado reconoció que «donde hay una fiesta siempre hay una molestia para los vecinos», pero señaló que en este caso está previsto que la fiesta termine sobre las doce de la noche y se trata de «evitar que se nos desparramen por toda la ciudad y se cree un desorden importante».

El Ayuntamiento controlará igualmente el nivel de ruidos y la hora de terminación para evitar molestias a los vecinos y según indicó Torres Hurtado esta fiesta «no es nada espontánea y está muy arraigada en la juventud» por lo que abogó por conjugar el divertimento de los jóvenes con la tranquilidad de los vecinos.

Además, criticó a la Universidad, con la que el Ayuntamiento ha intentado negociar para que cedieran los paseíllos universitarios del Campus de Fuente Nueva, algo a lo que «se han negado en rotundo», por lo que lamentó la «falta de sensibilidad» de esta institución «sabiendo que es una fiesta universitaria».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí