La delegada del Gobierno en Granada afirma que la Junta sólo está llevando a cabo una regularización de su patrimonio

GRANADA, 24 (EUROPA PRESS)

La delegada del Gobierno de la Junta de Andalucía en Granada, Teresa Jiménez, mostró hoy su sorpresa ante el «enorme interés» que ha demostrado el alcalde de Granada, José Torres Hurtado, por el centro Bermúdez de Castro al conocer su denuncia sobre que la Junta quiera apropiarse del mismo, al tiempo que informó que desde esta Administración sólo se está llevando a cabo un proceso de regularización del patrimonio de la Junta en Granada.

Jiménez, en declaraciones a Europa Press, señaló que la Junta lleva prestando el servicio de acogida a menores en el centro Bermúdez de Castro desde que se transfirió el edificio a esta Administración en el año 1982, «y lo vamos a seguir haciendo».

Así, criticó las declaraciones del alcalde, y dijo que parece que «ve fantasmas o piensa que la Junta actúa con las mismas intenciones con las que actúa el Ayuntamiento», a la vez que mostró su sorpresa por «este enorme interés que demuestra por el edificio» y dijo que parece que «tiene alguna intención de quedárselo o de utilizarlo», algo que, para la delegada, «choca bastante con la política municipal de desprenderse de inmuebles en el casco histórico de la ciudad».

Sin embargo, Jiménez dijo que la Junta «ni con este ni con otros temas mantiene una actitud de confrontación con el Ayuntamiento» y explicó que se está realizando una regularización del patrimonio de la Junta «en un proceso de normalización para conocer la situación patrimonial de muchos edificios en los que ahora mismo la Junta tiene establecidos programas y servicios».

En este sentido, dijo que se trata de una investigación «laboriosa» y argumentó que, en el caso de Bermúdez de Castro, «nos hemos tenido que remontar a década de los años 30, cuando se produce la cesión del inmueble y hacer un rastreo histórico pidiendo información en el registro».

La delegada aclaró que la Junta de Andalucía va a seguir prestando el servicio de acogida de menores en este centro y criticó las declaraciones del alcalde, a su juicio «vergonzantes, porque se utiliza a menores en situación de desprotección para confrontar con la Junta y porque generan una enorme alarma social y pueden despertar actitudes xenófobas, que son impropias de un Ayuntamiento democrático como el de Granada».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí