MOTRIL (GRANADA), 25 (EUROPA PRESS)

La Asociación de Alhóndigas de Granada (Ecohal) y la Federación Andaluza de Empresas Cooperativas Agrarias de Granada (Faeca) realizaron hoy un llamamiento a la responsabilidad de los representantes de los trabajadores del sector del manipulado y envasado de hortofrutícolas, ya que, según la patronal, la posible convocatoria de una huelga supondrá, a corto plazo, «un grave enfrentamiento social entre dos colectivos muy importantes, como son los/as trabajadores del manipulado y los agricultores, que verán como sus producciones no pueden ser comercializadas, lo que derivará en una pérdida de clientes y mercados y, a largo plazo, la destrucción de empleo y riqueza».

En un comunicado firmado por los presidentes de ambos colectivos, Antonio Martín Jiménez (Ecohal) y Miguel del Pino Palomares (Faeca), la Patronal agradeció al delegado provincial de Empleo, Luis Manuel Rubiales, su esfuerzo mediador y explicaron que la ruptura de las negociaciones fue debida a la «posición intransigente e irresponsable de algunos representantes de los trabajadores».

Asimismo, subrayó que supone el rechazo, por parte de estos, de una subida salarial para 2004, y con carácter retroactivo a 1 de enero de un nueve por ciento o, lo que es lo mismo, una subida de 0,44 euros por hora.

Agregó que la aceptación de la posición de la parte sindical, basada en seis euros por hora, supondría para el sector en concepto de atrasos un coste de 9.200.000 euros, cantidad «a todas luces inasumible por el mismo», indicaron los firmantes.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí