La empresa se muestra a favor de la negociación aunque asegura que pedirá la ejecución inmediata de la sentencia

GRANADA, 7 (EUROPA PRESS)

La Sala de lo Social con sede en Málaga del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) ha desestimado la demanda formulada por las nueve trabajadoras granadinas en huelga desde el pasado 16 de febrero de la empresa Agise sobre la impugnación del convenio colectivo, al considerar que el centro de Granada participó en las negociaciones y que, a pesar de no firmar el convenio, éste es de obligada aplicación en las ocho provincias andaluzas.

El gerente de la empresa concesionaria de la gestión de los centros de acogida para mujeres víctimas de malos tratos en Andalucía, Alberto Arnaldo, dio a conocer hoy en rueda de prensa el fallo judicial del alto tribunal andaluz, indicando que pedirán su inmediata ejecución, aún cuando éste podrá ser recurrido por las huelguistas ante el Tribunal Supremo, que actualmente mantienen paros intermitentes, cuatro días al mes, desde su incorporación al trabajo el pasado 17 de agosto.

La sentencia declara probado que durante los tres años que duraron las negociaciones informales del convenio laboral, las trabajadoras de Granada participaron en ellas, aunque no acudieron a su firma, llegando a impugnarlo en mayo de 2003 basándose en que estaba «por debajo» del Estatuto de los Trabajadores, frente a la empresa que lo calificó de «pionero en sector».

Según Alberto Arnaldo, el convenio fue el primero de los motivos esgrimidos por las nueve trabajadoras para iniciar una campaña de movilizaciones, «que con una ausencia total de voluntad para negociar, se tradujo en una campaña de descrédito contra la empresa y el resto de las empleadas», que actualmente cubren con horas extras los paros intermitentes que realizan las huelguistas.

Las nueve de las 22 trabajadoras del centro granadino, apoyadas por el sindicato CC.OO, iniciaron una concentración frente a la sede de la Junta de Andalucía en Granada el pasado 16 de febrero junto a varias manifestaciones a raíz del despido de cinco empleadas, tres en Granada, una en Huelva y otra en Jaén, declarados en los cuatro primeros casos improcedentes por los juzgados.

La empresa sostuvo hoy que optaránpor la indemnización y no la readmisión de estas trabajadoras, a pesar de que en el principio de acuerdo alcanzado el pasado mes de agosto a través de la mediación del delegado provincial de Empleo, Luis Rubiales, roto en el último momento de forma unilateral por las trabajadoras, accedieron a la readmisión de tres de las cuatro trabajadoras despedidas de forma improcedente.

El gerente de Agise aseguró que su empresa mantiene «la trasparencia y la voluntad de diálogo» con las huelguistas, aunque tras la ruptura del pacto no se hayan vuelto a convocar nuevas reuniones para resolver el conflicto laboral en el que actuó como mediador el Defensor del Pueblo Andaluz, quien tras entrevistarse con ambas partes, determinó que las reivindicaciones laborales de las trabajadores deberían articularse a través del convenio colectivo firmado en febrero de 2003 y ahora ratificado por el TSJA.

Las empleadas también presentaron una demanda por la vía penal acusando a la empresa de acoso laboral que fue archivada por el juzgado, y presentaron un escrito ante la Fiscalía del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) por presuntos delitos de malversación de fondos públicos y prevaricación, aunque el Ministerio Público decretó el archivo de las diligencias informativas incoadas contra a la empresa ante la falta de indicio de delito, resolución actualmente recurrida por las denunciantes.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí