VILLANUEVA DE MESIAS (GRANADA), 30 (EUROPA PRESS)

El Ayuntamiento de Mesías (Granada) convocará mañana una reunión de urgencia con los ganaderos de la localidad afectados por el brote de fiebre vesicular detectado en cinco granjas del municipio y que ha provocado el sacrificio de 3.400 cerdos hasta el momento y la inmovilización temporal de 9.000 cabezas.

En declaraciones a Europa Press, el alcalde de la localidad, José Entrena Ávila (PSOE), calificó de «catástrofe» para el sector ganadero la aparición de este virus, ya que a su juicio, las pérdidas podrían cifrarse en hasta un millón de euros. Según Entrena, «muchas familias viven de la reproducción, cría y comercialización del cerdo», además de los empleos indirectos que genera «por ejemplo en el matadero de la localidad donde trabajan entre 10 y 12 personas».

El primer edil dijo esperarse «lo peor» ya que podría haber más granjas afectadas según le han comunicado los empresarios de la localidad, indicando que «hasta el momento» el Ayuntamiento no tomará ninguna medida «que no sea informar a los afectados y mantenerse en contacto permanente con la Delegación Provincial de Agricultura», con cuyo responsable, Rafael Gómez, ha mantenido varias conversaciones telefónicas «en las que me ha pedido que tranquilice a los ganaderos ya que el brote parece controlado».

Desde el consistorio se teme que la inmovilización temporal de los animales y el sacrificio de muchos de ellos interrumpa la cadena de producción durante un año, periodo en el que según los ganaderos, no habría beneficios y, por tanto, las pérdidas serían cuantiosas. La Junta ha decretado también la inmovilización cautelar del millar de madres cría de la Asociación de Defensa Sanitaria de Villanueva de Mesía, lo que podría provocar que dejaran de nacer más de 20.000 cerdos este año.

Según Entrena, la actuación de Agricultura «es la correcta» aunque las medidas sean «extremas, ya que se están sacrificando granjas enteras donde tan sólo se han localizado uno o dos ejemplares de cerdo afectados». El alcalde aseguró que es la primera vez que el sector ganadero de la localidad sufre este virus, aunque subrayó que «es inofensivo para la salud humana».

En la reunión que mantendrán mañana pedirá la presencia del delegado de Agricultura para que explique «de primera mano» las medidas que se están tomando «y las indemnizaciones a las que podrán acogerse los ganaderos afectados», así como la posibilidad de «modernizar sus instalaciones para prever este tipo de brotes».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí