GRANADA, 27 (EUROPA PRESS)

La falta de profesionales anestesistas para administrar la anestesia epidural y atender los partos sin dolor, junto con la mala señalización en los hospitales de la provincia de Granada, han sido las carencias más significativas que los encuestados del Plan de Transparencia, puesto en marcha por la Consejería de Salud, han puesto de manifiesto.

Según informó hoy en rueda de prensa el delegado de Salud de la Junta de Andalucía, Francisco Cano Bueso, mediante este proceso «pionero y valiente» dentro de España se trabaja para que los ciudadanos tengan una mayor información y un mayor conocimiento de los centros hospitalarios.

Además, esta iniciativa también permite apoyar la mejora continúa de las instalaciones sanitarias y se trata de una herramienta que muestra «las virtudes, las carencias y debilidades del sistema», según manifestó Cano Bueso.

Acompañado por los directores gerentes de los hospitales de la provincia, explicó que los usuarios de la sanidad pública podrán disponer a través de la Internet de esta información que corresponde a encuestas realizadas a principios de 2003 y en donde los encuestados muestran su opinión sobre 26 indicadores que miden la calidad global, los resultados clínicos, la calidad percibida, la respuesta de los profesionales, entre otros aspectos.

Así, el gerente del Hospital Virgen de las Nieves, Arturo Domínguez, explicó que en esta encuesta el centro ha recibido un gran nivel de satisfacción por parte de los entrevistados, que en un 95 por ciento recomiendan el hospital, si bien entre los aspectos negativos o a mejorar los ciudadanos señalan que los especialistas tienen que mejorar a la hora de tramitar el informe de alta para su posterior seguimiento por el médico de familia.

Además, en el Hospital Santa Ana de Motril se señala como elementos deficitarios la señalización del centro, al igual que ocurre en el Hospital San Cecilio de la capital granadina, para lo cual, ambos centros están acometiendo programas de cara a su mejora, según explicaron sus responsables.

Así, el Hospital San Cecilio y el de Motril coinciden además en otros aspectos a mejorar como son la hostelería, constituyendo también una queja, las habitaciones y el mobiliario del Hospital San Cecilio, para lo que ya se presentó un plan que invertirá cerca de un millón de euros, tanto en mejorar señalización como habitaciones y mobiliario.

Por su parte, el Hospital de Baza tiene entre sus carencias la falta de personal que aplique la anestesia epidural, si bien, según señaló su responsable, Luis Martínez, 23 indicadores superan o está en la media andaluza, destacando por parte de los ciudadanos el servicio de hostelería, el grado de limpieza y la señalización como los indicadores más valorados, por encima de la media de los centros andaluces.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí