Discriminación discapacitados

Granada - El PSOE critica la 'discriminación' que sufren niños discapacitados en las Escuelas de Verano del Ayuntamiento

GRANADA, 25 (EUROPA PRESS)

El PSOE en el Ayuntamiento de Granada criticó hoy la "discriminación" que sufren algunos niños discapacitados en las Escuelas de Verano municipales, según las quejas que han trasladado los padres de los afectados a los socialistas.

En rueda de prensa, la concejal del PSOE responsable de educación, Carmen García Raya, exigido al equipo de gobierno que dirige José Torres Hurtado (PP) que asuma "la responsabilidad" que le corresponde en este sentido como prestador del servicio y ponga "fin" a las deficiencias detectadas.

Según aseguró la edil, el Ayuntamiento "ha mirado para otro lado" ante las reclamaciones que los padres han trasladado al grupo municipal socialista, que se refieren fundamentalmente a discriminación de los niños que sufren algún tipo de discapacidad, falta de control y seguridad en los centros y deficiencias higiénico-sanitarias.

García Raya hizo hincapié en la cláusula de las normas de participación en la que se señala que "los niños con minusvalía habrán de acompañar informe especializado relativo a sus necesidades" y recordó que, en caso positivo, no se admitirá su solicitud de participación.

El PSOE cree que esta norma "atenta" contra toda la legislación y especialmente contra la Ley del Menor, "ya que los niños no pueden ser discriminados por ninguna circunstancia, tengan una disfunción auditiva o sean, por ejemplo, hiperactivos".

Se da la circunstancia de que se trata de niños que están integrados en el sistema educativo normalizado, por lo que tienen que pasar por la situación de "no poder estar con sus compañeros de colegio, debido a esas discapacidades".

A pesar de esa cláusula, el pliego de condiciones para la adjudicación del servicio de Escuelas de Verano recogía, según afirmó García Raya, la necesidad de contar con personal especializado para este tipo de alumnos y, por tanto, "estamos ante un claro incumplimiento de las condiciones de adjudicación".

Por este motivo, la edil del PSOE insistió en que el equipo de gobierno "debe ejercer las funciones de control y vigilancia que le corresponden, puesto que la responsable última no es la empresa". En caso de que se demuestre que las denuncias presentadas por los padres son ciertas, el Ayuntamiento "debería rescindir" el contrato a la empresa adjudicataria, agregó.

Por lo que se refiere a la seguridad, García Raya pudo comprobar, según explicó, que "no hay control alguno para las entradas y salidas de las instalaciones", así como que existen "contradicciones" entre lo que dice la empresa y lo que dice el Ayuntamiento respecto "a quién compete hacerse cargo de esa vigilancia".

Vídeos sobre Discriminación discapacitados